El origen del acto de regalar; para que el viajero nunca olvidara

El origen del acto de regalar; para que el viajero nunca olvidara

7 de enero del 2018

El origen del acto de regalar; para que el viajero nunca olvidara

Sin pedir… la vida nos es regalada. El hábito humano de la generosidad –según el principio básico de la naturaleza– debería de realizarse sin esperar nada.

Los griegos razonaron que la existencia del hombre era concedida por el universo, y en él basaron sus leyes. De aquella lejana época, aún se conservan muchas tradiciones. Una de las más antiguas es el acto de regalar. Se afirma que procede de culturas arcaicas, y que la esencia de su razón se perdió entre creencias ya olvidadas. 

Civilizaciones que con ideas y conocimientos dejaron profunda huella en la historia humana. En el pasado, los obsequios eran una muestra de respeto y admiración que no exigía compromiso al que aceptaba.

Cuentan, que fue en la Antigua Grecia, donde nació la costumbre de intercambiar objetos al ser agasajados; y que en aquel entonces, esta bella tradición aún no estaba condicionada. Según se narra, sin ella, gran parte de la sabiduría griega habría desaparecido durante los dos milenios de tiempo que de los antiguos griegos nos separan.

Admiraban al viajero por su valentía

La sociedad occidental tiene como base la filosofía de la Antigua Grecia, no obstante, poco se conoce de su periodo denominado Edad Oscura en el que se forjaron doctrinas que todavía perduran . De él quedan escasos vestigios arquitectónicos. Afortunadamente, su legado oral fue recogido y protegido por posteriores copistas.

Por la información de antiguos textos, se establece el fin de la Edad Oscura en los primeros juegos olímpicos. Escrito entre líneas, se describe un extraño y hermoso hábito: honrar al viajero con un presente, pues solo él podía esparcir por el mundo el inmenso saber que en Grecia bullía… La inteligencia requería «caminar» para no quedarse estancada. 

El origen del acto de regalar

Los poemas épicos de Homero refieren los largos viajes a los que la guerra en aquella época forzaba; en sus versos, se descubren sentimientos motivados por la ausencia y la añoranza. Los griegos eran grandes guerreros, si bien es cierto que también poseían una sensibilidad extrema con la que dotaron de «inmortalidad» a la literatura, pintura, música, escultura… La belleza del arte de la Antigua Grecia sigue siendo recreada. 

Grecia, por su estratégica situación marítima recibía multitud de viajantes que llevaban años fuera de su hogar y patria –Ulises en la Odisea estuvo más de veinte años alejado de su familia y casa–. Fue una época en la que errar por el mundo era sinónimo de valentía e inquietud; enriquecer la mente con el objetivo de hacerla fuerte y sabia.

Por ello, el viajero era reverenciado y honrado con objetos que le recordaran a Grecia; para que nunca olvidara. Sin importar si partía, regresaba o tan solo de paso estaba… Entre el viajero y aquel que le obsequiaba, se producía una relación muy cercana.

…No solo entregaba algo material. Le deleitaba con historias en la niñez escuchadas, compartía dudas, pensares… Y juntos comprobaban que la verdad no siempre es la enseñada.

Sentimientos de añoranza

En la complicidad surgida, el viajero se sentía en deuda, y con él, nació la costumbre de regalar al que ofrendaba.

Se concebía regalar como entregar parte del alma

Habitualmente el errante no disponía de riquezas materiales, por lo que ofrecía relatos de tierras lejanas… Quizás, ese fue uno de los motivos por los que los que el pensamiento griego era tan polimático: se alimentaba de las diferentes culturas por el viajero reveladas.

Largas horas pasaban intercambiando el conocimiento que ambos atesoraban; los sentimientos y emociones –incontenibles por la raza humana– en él se enredaban… El apremio por aprender al hombre gobernaba y a la sapiencia entregaba su alma.

Cierto es, que la Antigua Grecia, fue cuna del saber, madre de poetas, lugar de nacimiento de la democracia… Principio de tantas cosas que es imposible enumerarlas. Pero una de ellas, es que en su civilización al viajero se le concedió gran importancia, y que este, sintió necesidad de agradecer al que lo hospedaba.

Ofreció lo que más estimaba: las historias con las que el mundo –sin esperar nada– le obsequiaba.

Estimado lector, han llegado a su término las tres largas semanas de celebraciones navideñas, en las cuales, la acción de intercambiar presentes se practica de forma automática; ¿en qué momento regalar se convirtió en pesada carga? No sabría decirlo.

Esta leyenda está situada en el terreno de lo incierto: nunca sabremos si es verdadera o falsa. De lo que sí existe certeza es que el viajero, para no olvidar, se lleva un recuerdo de cada lugar al que viaja… Y que con necesidad irrefrenable escribe para honrar al orbe, pues admira su belleza, ama su intensidad y llora por su dolor cada madrugada.

Un abrazo.

Maica Rivera

Fotografía Scott Hefti

 

Grecia, por su estratégica situación marítima recibía multitud de viajeros
El viajero escribe para honrar lo que admira y denunciar lo que existir no debería
Ofreció lo que más estimaba: los relatos que escribía en la madrugada

13 thoughts on “El origen del acto de regalar; para que el viajero nunca olvidara

  • 8 enero, 2018 at 00:07
    Permalink

    Bella leyenda….no hay mejor regalo que …regalar conocimiento y sabiduria……que bonito legado para nuestra formacion como personas…me encanto un abrazo y un beso te quiero , si vienes alguna vez a galicia ya sabes que mi casa es ..tu casa..

    Reply
    • Maica RiveraMaica Rivera
      8 enero, 2018 at 07:40
      Permalink

      Antonio, para mí no hay mayor regalo que las palabras sinceras de un amigo: gracias. No sé como agradecerte tu continuo apoyo y cariño…espero hacerlo este año con un café en Galicia. Creo que es momento de que vuelva a hacer el «camino»; Santiago de Compostela es hogar de viajeros y hace años que no la visito… Un gran abrazo, y gracias una vez más por tus bellas palabras!
      Maica Rivera

      Reply
  • 8 enero, 2018 at 00:27
    Permalink

    Dearest Maica:
    Thank you for the beautiful Christmas gift!! True, or not, it is a beautiful story. I think greed is what caused it to become a burden. Greed of the producer of goods, greed of the seller of the goods and greed of the media to get us to buy, buy, buy. Then we, the consumer, started out just so happy to give but then competition took over and soured the whole premise. Then, with every year came more and more pressure.

    Just my opinion. Thought I would share it with you. Take care.

    Brenda

    Reply
    • Maica RiveraMaica Rivera
      8 enero, 2018 at 07:27
      Permalink

      My dear Brenda:
      We do not know if the story is true but I sincerely believe that true human generosity acts without asking for anything in return. You, for example, by sharing your words you are making me a beautiful gift Brenda. Thank you very much. I still believe in the magic of the nobility of the soul; Your words confirm that there is goodness in the human being. A big hug and thanks.
      Maica Rivera

      Reply
  • 8 enero, 2018 at 23:36
    Permalink

    My dear Maica,
    true giving could be an answer … to a question that has never been asked !! A hand that gives you the feeling of security and a look that means everything to you. But the most beautiful gift is … to feel inner closeness …
    A big hug Vera

    Reply
    • Maica RiveraMaica Rivera
      9 enero, 2018 at 05:20
      Permalink

      Dear Vera:
      The best gift is sincere friendship that does not expect or want anything in return. Thank you, friend, for the wonderful gift of your friendship. A big hug.
      Maica Rivera

      Reply
  • 9 enero, 2018 at 16:27
    Permalink

    Dar sin esperar nada a cambio .
    Gracias por dar sabiduría , gracias por regalar conocimiento Mujer .

    Reply
    • Maica RiveraMaica Rivera
      9 enero, 2018 at 20:01
      Permalink

      Maximiliano:
      Soy yo quien te da las gracias. Sea verdad o no la leyenda, es cierto que el viajero recibe el maravilloso regalo de contemplar la belleza del mundo, y que, agradecido, necesita relatarlo y compartirlo. El errante y el «presente» siempre fueron amigos. Tú me describiste Colombia; hermoso regalo compañero trotamundos. Gracias. Un gran abrazo.
      Maica Rivera

      Reply
  • Vera Isabella Dörrer
    13 enero, 2018 at 11:56
    Permalink

    Good morning Maica
    sometimes I get the feeling that the latest recession is always the most beautiful! … I wish you a fulfilling weekend and entrust this to you ;-)) They are all wonderful !!
    A big hug
    Vera

    Reply
    • Maica RiveraMaica Rivera
      13 enero, 2018 at 14:44
      Permalink

      My dear Vera:
      I’m glad to see you so positive and happy. A big hug and I wish that your joy does not leave you never esteemed friend.
      Maica Rivera

      Reply
  • 14 enero, 2018 at 10:50
    Permalink

    My dear Maica,
    good morning thank you … that’s me! No matter in which deep hole this life has put me … I have always tried to stroke and hold the joy and happiness with my hands. No matter where my life takes me … I do not intend to change that. Happy Sunday for you …
    A big hug Vera

    Reply
  • Vera Isabella Dörrer
    15 enero, 2018 at 10:27
    Permalink

    Good morning Maica,
    nice that I am logged in again today. At my last message I had to register me extra, because a login was not possible.
    I think it does not matter what dream we have … we always strive for the big ‘whole’. Since the state of development of humanity is different everywhere, the dreams are very different … so you have to be very talented to develop a common goal! The best decision is to stabilize the wings of love and spread that wonderful feeling by the flight … It’s always nice to reach you on this path.
    A big hug
    Vera

    Reply
    • Maica RiveraMaica Rivera
      17 enero, 2018 at 19:11
      Permalink

      A big hug, dear Vera! Sorry for my lack of time, I’m at the international tourism fair in Madrid and I have not been able to connect before. I will soon publish an article.
      Maica Rivera

      Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te apuntas al viaje de la vida?

Aprender como si fuera a vivir siempre... de mis experiencias nace este espacio donde compartir como alcanzar sueños que nos desvelan cada madrugada..."si no sueñas no creas, si no sientes no vives"

Pincha aquí para suscribirte o si ya estás registrado inicia sesión aquí.